lunes, 29 de agosto de 2011

Crisis de la edad presidencial



México no es un país serio y refinado como Francia o Inglaterra, naturalmente, pero tampoco estamos en el extremo opuesto donde se ubican países bananeros como Venezuela o Cuba, comandados por un par de payasos en uniforme. Por eso me he indignado de sobremanera al ver al presidente de mi país comportarse como un lunático, o sea, como un hombre en plena crisis de los cincuenta (el señor tiene 49 años) aparentando lo que evidentemente no es, o mejor dicho, lo que nunca fue.

La crisis de la edad solo se les tolera a papá y a los tíos. Señores calvos que al sentir cercanas las frías manos de la muerte se van corriendo a comprar deportivos descapotables y no dudan en subir a cuanta chuntarita y secretaria se topan en el camino. Ley de la vida.

Sin embargo, lo que no tiene perdón de Dios, es que tu presidente se quite antes de tiempo la careta y empiece a querer realizar proezas que ni en su juventud más osada hizo nunca. Felipe Calderón es un nerd y lo que se espera de él es que siga siendo un nerd invicto en la ejercitación de su cuerpo. Pero no. No conforme con quebrar al país y convertirlo en un campo de batalla, ahora ha decidido disfrazarse de héroe de acción ante los ojos del mundo, o sea, ante los Estados Unidos.



http://youtu.be/0zMJV4fDgX4



http://youtu.be/69Euarj9BoQ



http://youtu.be/kjyoTyG_9HU



http://youtu.be/Ddn2eATF4JU



http://youtu.be/foAJB4mY604



http://youtu.be/coi6rVa22kM



Y no lo olviden, cuando se sientan desprotegidos, inseguros, recuerden que siempre podrán recurrir a un hombre particularmente calificado para orientarles. Un hombre que ha llegado hasta la cima y ha liderado a su país a través de los retos surgidos en un tiempo particular de la historia. Su nombre es Ethan Hunt, perdón, Felipe Calderón y él es presidente de México.